Ratones de Biblioteca
¡¡Bienvenido ratoncillo!!

Vuestro poema favorito

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  Wentworth el Miér Abr 09, 2008 7:14 pm

Para empezar, dos de mis poemas favoritos.

AMOR ETERNO (Gustavo Adolfo Bécquer)
Podrá nublarse el sol eternamente;
Podrá secarse en un instante el mar;
Podrá romperse el eje de la tierra
Como un débil cristal.
¡todo sucederá! Podrá la muerte
Cubrirme con su fúnebre crespón;
Pero jamás en mí podrá apagarse
La llama de tu amor.







NO HAS SENTIDO EN LA NOCHE... (Gustavo Adolfo Becquer)

No has sentido en la noche,
cuando reina la sombra
una voz apagada que canta
y una inmensa tristeza que llora?

¿No sentiste en tu oído de virgen
las silentes y trágicas notas
que mis dedos de muerto arrancaban
a la lira rota?

¿No sentiste una lágrima mía
deslizarse en tu boca,
ni sentiste mi mano de nieve
estrechar a la tuya de rosa?

¿No viste entre sueños
por el aire vagar una sombra,
ni sintieron tus labios un beso
que estalló misterioso en la alcoba?

Pues yo juro por ti, vida mía,
que te vi entre mis brazos, miedosa;
que sentí tu aliento de jazmín y nardo
y tu boca pegada a mi boca.
avatar
Wentworth
Párvulo ( ya sabes las vocales...)
Párvulo ( ya sabes las vocales...)

Cantidad de envíos : 15
Edad : 47
Fecha de inscripción : 09/04/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  Eledhwen el Miér Abr 09, 2008 8:49 pm

Como me gusta Bécquer... I love you Wentworth, el primero que has puesto es también de mis preferidos Wink

_________________


Que el flagell de l'escriptura et torturi per sempre...

study Leyendo:
- Algo huele a podrido, de Jasper Fforde
avatar
Eledhwen
Dante ( divinas palabras...)
Dante ( divinas palabras...)

Femenino Cantidad de envíos : 7213
Edad : 33
Ubicación : Donde se me necesite...
Fecha de inscripción : 18/02/2008

Ver perfil de usuario http://ratonesdebiblioteca.foroactivo.com.es

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  brock^ el Jue Abr 10, 2008 4:15 am

Bécquer ^^
avatar
brock^
Cervantes (te dejas las manos escribiendo...)

Cantidad de envíos : 335
Edad : 33
Fecha de inscripción : 22/03/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  Wentworth el Jue Abr 10, 2008 10:24 am

Lorca también me gusta bastante, no se si teneís algún hilo para hablar de sus obras.De todas formas aquí os dejo un poema de él.


Federico García Lorca


Alba


Mi corazón oprimido
Siente junto a la alborada
El dolor de sus amores
Y el sueño de las distancias.
La luz de la aurora lleva
Semilleros de nostalgias
Y la tristeza sin ojos
De la médula del alma.
La gran tumba de la noche
Su negro velo levanta
Para ocultar con el día
La inmensa cumbre estrellada.

¡Qué haré yo sobre estos campos
Cogiendo nidos y ramas
Rodeado de la aurora
Y llena de noche el alma!
¡Qué haré si tienes tus ojos
Muertos a las luces claras
Y no ha de sentir mi carne
El calor de tus miradas!
¿Por qué te perdí por siempre
En aquella tarde clara?
Hoy mi pecho está reseco
Como una estrella apagada.
avatar
Wentworth
Párvulo ( ya sabes las vocales...)
Párvulo ( ya sabes las vocales...)

Cantidad de envíos : 15
Edad : 47
Fecha de inscripción : 09/04/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  Joven_Balzac el Mar Nov 25, 2008 4:22 pm

Aunque esté ya saturando un poco el foro (y es que esta hora es la única que tengo en condiciones para dejar unos cuantos comentarios) yo también quería dejar mi poema favorito. Es de García Lorca y se llama Vuelta de paseo, publicado en Poeta en Nueva York.[b]

Asesinado por el cielo.
Entre las formas que van hacia la sierpe
y las formas que buscan el cristal,
dejaré crecer mis cabellos.

Con el arbol de muñones que no canta
y el niño con el blanco rostro de huevo.

Con los animalitos de cabeza rota
y el agua harapienta de los pies secos.

Con todo lo que tiene cansancio sordomudo
y mariposa ahogada en el tintero.

Tropezando con mi rostro distinto de cada día.
¡Asesinado por el cielo!
avatar
Joven_Balzac
Tolkien ( te crecen los enanos...)
Tolkien ( te crecen los enanos...)

Masculino Cantidad de envíos : 53
Edad : 29
Fecha de inscripción : 24/11/2008

Ver perfil de usuario http://www.paraelquequieraleerme.blogspot.com

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  Saritta el Jue Ago 27, 2009 7:15 pm

La verdad es que apenas he leído poesía y que cuando en clase toca estudiarla, me aburro porque me cuesta entenderla casi siempre; pero hace poco leí este poema de Neruda (por cierto, buscando el poema en internet para ponerlo aquí, apareció que el poema es de Alfredo Cuervo, ¿alguien me puede aclarar de quién es? porque cada página dice algo distinto -.-) y... ¡me encantó!:

Queda prohibido llorar sin aprender,
levantarte un día sin saber que hacer,
tener miedo a tus recuerdos.

Queda prohibido no sonreír a los problemas,
no luchar por lo que quieres,
abandonarlo todo por miedo,
no convertir en realidad tus sueños.

Queda prohibido no demostrar tu amor,
hacer que alguien pague tus deudas y el mal humor.

Queda prohibido dejar a tus amigos,
no intentar comprender lo que vivieron juntos,
llamarles solo cuando los necesitas.

Queda prohibido no ser tú ante la gente,
fingir ante las personas que no te importan,
hacerte el gracioso con tal de que te recuerden,
olvidar a toda la gente que te quiere.

Queda prohibido no hacer las cosas por ti mismo,
tener miedo a la vida y a sus compromisos,
no vivir cada día como si fuera un último suspiro.

Queda prohibido echar a alguien de menos sin
alegrarte, olvidar sus ojos, su risa,
todo porque sus caminos han dejado de abrazarse,
olvidar su pasado y pagarlo con su presente.

Queda prohibido no intentar comprender a las personas,
pensar que sus vidas valen mas que la tuya,
no saber que cada uno tiene su camino y su dicha.

Queda prohibido no crear tu historia,
no tener un momento para la gente que te necesita,
no comprender que lo que la vida te da, también te lo quita.

Queda prohibido no buscar tu felicidad,
no vivir tu vida con una actitud positiva,
no pensar en que podemos ser mejores,
no sentir que sin ti este mundo no sería igual.

Saritta
Fujur ( surcas los cielos de Fantasía...)
Fujur ( surcas los cielos de Fantasía...)

Femenino Cantidad de envíos : 87
Edad : 22
Ubicación : Málaga
Fecha de inscripción : 09/07/2008

Ver perfil de usuario http://www.fotolog.com/la__sara64

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  Papusa el Miér Ene 13, 2010 2:25 am

Yo no tengo un poema favorito, tengo muuuuuuuuuuchos...
Pero estos me tienen hoy facinada. Ya voy a colgar más.

La poesía es música verbal. Por eso, siempre que lean poesía, no lean en voz baja. Leánselos a alguien, o pídanle a alguién que se los lea. Lean a los gritos. A voz de cuello. Pero no lean en voz baja...
Sobre todo, lean "La sangre derramada" a gritos, y como si se estuvieran desgarrando, porque es lo que hacía el autor cuando lo escribía. Y entonces, cuando los escuchen, van a ver lo maravillosos que son estos poemas.


LLANTO POR IGNACIO SÁNCHEZ MEJÍAS(1935)



1. La cogida y la muerte

A las cinco de la tarde.
Eran las cinco en punto de la tarde.
Un niño trajo la blanca sábana
a las cinco de la tarde.
Una espuerta de cal ya prevenida
a las cinco de la tarde.
Lo demás era muerte y solo muerte
a las cinco de la tarde.

El viento se llevó los algodones
a las cinco de la tarde.
Y el óxido sembró cristal y níquel
a las cinco de la tarde.
Ya luchan la paloma y el leopardo
a las cinco de la tarde.
Y un muslo con un asta desolada
a las cinco de la tarde.
Comenzaron los sones del bordón
a las cinco de la tarde.
Las campanas de arsénico y el humo
a las cinco de la tarde.
En las esquinas grupos de silencio
a las cinco de la tarde.
¡Y el toro solo corazón arriba!
a las cinco de la tarde.
Cuando el sudor de nieve fue llegando
a las cinco de la tarde,
cuando la plaza se cubrió de yodo
a las cinco de la tarde,
la muerte puso huevos en la herida
a las cinco de la tarde.
A las cinco de la tarde.
A las cinco en punto de la tarde.


Un ataúd con ruedas es la cama
a las cinco de la tarde.
Huesos y flautas suenan en su oído
a las cinco de la tarde.
El toro ya mugía por su frente
a las cinco de la tarde.
El cuarto se irisaba de agonía
a las cinco de la tarde.
A lo lejos ya viene la gangrena
a las cinco de la tarde.
Trompa de lirio por las verdes ingles
a las cinco de la tarde.
Las heridas quemaban como soles
a las cinco de la tarde,
y el gentío rompía las ventanas
a las cinco de la tarde.
A las cinco de la tarde.
¡Ay qué terribles cinco de la tarde!
¡Eran las cinco en todos los relojes!
¡Eran las cinco en sombra de la tarde!


2. La sangre derramada

¡Que no quiero verla!


Dile a la luna que venga, que no quiero
ver la sangre de Ignacio sobre la arena.


¡Que no quiero verla!


La luna de par en par.
Caballo de nubes quietas,
y la plaza gris del sueño
con sauces en las barreras.


¡Que no quiero verla!
Que mi recuerdo se quema.
¡Avisad a los jazmines
con su blancura pequeña!


¡Que no quiero verla!


La vaca del viejo mundo
pasaba su triste lengua
sobre un hocico de sangres
derramadas en la arena,
y los toros de Guisando,
casi muerte y casi piedra,
mugieron como dos siglos
hartos de pisar la tierra.
No.
¡Que no quiero verla!


Por las gradas sube Ignacio con
toda su muerte a cuestas.
Buscaba el amanecer,
y el amanecer no era.
Busca su perfil seguro,
y el sueño lo desorienta.
Buscaba su hermoso cuerpo
y encontró su sangre abierta.
¡No me digáis que la vea!
No quiero sentir el chorro
cada vez con menos fuerza;
ese chorro que ilumina
los tendidos y se vuelca
sobre la pana y el cuero
de muchedumbre sedienta.
¡Quién me grita que me asome!
¡No me digáis que la vea !


No se cerraron sus ojos
cuando vio los cuernos cerca,
pero las madres terribles
levantaron la cabeza.
Y a través de las ganaderías,
hubo un aire de voces secretas
que gritaban a toros celestes,
mayorales de pálida niebla.


No hubo príncipe en Sevilla
que comparársele pueda,
ni espada como su espada,
ni corazón tan de veras.
Como un río de leones
su maravillosa fuerza,
y como un torso de mármol
su dibujada prudencia.
Aire de Roma andaluza
le doraba la cabeza
donde su risa era un nardo
de sal y de inteligencia.
¡Qué gran torero en la plaza!
¡Qué gran serrano en la sierra!
¡Qué blando con las espigas!
¡Qué duro con las espuelas!
¡Qué tierno con el rocío!
¡Qué deslumbrante en la feria!
¡Qué tremendo con las últimas
banderillas de tiniebla!


Pero ya duerme sin fin.
Ya los musgos y la hierba
abren con dedos seguros
la flor de su calavera.
Y su sangre ya viene cantando:
cantando por marismas y praderas,
resbalando por cuernos ateridos,
vacilando sin alma por la niebla,
tropezando con miles de pezuñas
corno una larga, oscura, triste lengua,
para formar un charco de agonía
junto al Guadalquivir de las estrellas.


¡Oh blanco muro de España!
¡Oh negro toro de pena!
¡Oh sangre aura de Ignacio!
¡Oh ruiseñor de sus venas
No.
¡Que no quiero verla!
Que no hay cáliz que la contenga,
que no hay golondrinas que se la beban,
no hay escarcha de luz que la enfríe,
no hay canto ni diluvio de azucenas,
no hay cristal que la cubra de plata.
No.
¡¡Yo no quiero verla!!


3. Cuerpo presente

La piedra es una frente donde los sueños gimen
sin tener agua curve ni cipreses helados.
La piedra es una espalda para llevar al tiempo
con árboles de lágrimas y cintas y planetas.


Yo he visto lluvias grises correr hacia las olas
levantando sus tiernos brazos acribillados,
para no ser cazadas por la piedra tendida
que desata sus miembros sin empapar la sangre.


Porque la piedra coge simientes y nublados,
esqueletos de alondras y lobos de penumbra;
pero no da sonidos, ni cristales, ni fuego,
sino plazas y plazas y otras plazas sin muros.


Ya esta sobre la piedra Ignacio el bien nacido.
Ya se acabó; ¿qué pasa? Contemplad su figura:
la muerte le ha cubierto de pálidos azufres
y le ha puesto cabeza de oscuro minotauro.


Ya se acabó. La lluvia penetra por su boca.
El aire como loco deja su pecho hundido,
y el Amor, empapado con lágrimas de nieve,
se calienta en la cumbre de las ganaderías.


¿Qué dicen? Un silencio con hedores reposa.
Estamos con un cuerpo presente que se esfuma,
con una forma clara que tuvo ruiseñores
y la vemos llenarse de agujeros sin fondo.


¿Quién arruga el sudario? ¡No es verdad lo que dice!
Aquí no canta nadie, ni flora en el rincón,
ni pica las espuelas, ni espanta la serpiente:
aquí no quiero mas que los ojos redondos
para ver ese cuerpo sin posible descanso.


Yo quiero ver aquí los hombres de voz dura.
Los que doman caballos y dominan los ríos:
los hombres que les suena el esqueleto y cantan
con una boca llena de sol y pedernales.


Aquí quiero yo verlos. Delante de la piedra.
Delante de este cuerpo con las riendas quebradas.
Yo quiero que me enseñen dónde está la salida
para este capitán atado por la muerte.


Yo quiero que me enseñen un llanto como un río
que tenga dulces nieblas y profundas orillas,
para llevar el cuerpo de Ignacio y que se pierda
sin escuchar el doble resuello de los toros.


Que se pierda en la plaza redonda de la luna
que finge cuando niña doliente res inmóvil;
que se pierda en la noche sin canto de los peces
y en la maleza blanca del humo congelado.


No quiero que le tapen la cara con pañuelos
para que se acostumbre con la muerte que lleva.
Vete, Ignacio: No sientas el caliente bramido.
Duerme, vuela, reposa: ¡También se muere el mar!


4. Alma ausente

No te conoce el toro ni la higuera,
ni caballos ni hormigas de tu casa.
No te conoce el niño ni la tarde
porque te has muerto para siempre.


No te conoce el lomo de la piedra,
ni el raso negro donde te destrozas.
No te conoce tu recuerdo mudo
porque te has muerto para siempre.


El otoño vendrá con caracolas,
uva de niebla y montes agrupados,
pero nadie querrá mirar tus ojos
porque te has muerto para siempre.


Porque te has muerto para siempre,
como todos los muertos de la Tierra,
como todos los muertos que se olvidan
en un montón de perros apagados.


No te conoce nadie. No. Pero yo te canto.
Yo canto para luego tu perfil y tu gracia.
La madurez insigne de tu conocimiento.
Tu apetencia de muerte y el gusto de su boca.
La tristeza que tuvo tu valiente alegría.


Tardará mucho tiempo en nacer, si es que nace,
un andaluz tan claro, tan rico de aventura
Yo canto su elegancia con palabras que gimen
y recuerdo una brisa triste por los olivos.





Federico García Lorca (1898-1936)
avatar
Papusa
Don Quijote ( cuidado con los molinos...)
Don Quijote ( cuidado con los molinos...)

Femenino Cantidad de envíos : 36
Edad : 54
Ubicación : Donde dobla el viento, Neuquén, Argentina.
Fecha de inscripción : 13/01/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

...

Mensaje  Dark_Poet el Dom Mayo 02, 2010 2:57 pm

[b][i]Mi primer post, y saludos a todos... Espronzeda, Neruda, Miguel Hernández y, por supuesto, Bécquer y Lorca. Son todos grandes, sublimes... Mi poeta castellano es Gustavo Adolfo Bécquer, por tener mucha afinidad a él y a su poesía, a cómo describe un amor desgarrador. Antonio Machado también me encanta, como su poema memorable:




Caminante no hay camino


Todo pasa y todo queda,
pero lo nuestro es pasar,
pasar haciendo caminos,
caminos sobre el mar.

Nunca persequí la gloria,
ni dejar en la memoria
de los hombres mi canción;
yo amo los mundos sutiles,
ingrávidos y gentiles,
como pompas de jabón.

Me gusta verlos pintarse
de sol y grana, volar
bajo el cielo azul, temblar
súbitamente y quebrarse…

Nunca perseguí la gloria.

Caminante, son tus huellas
el camino y nada más;
caminante, no hay camino,
se hace camino al andar.

Al andar se hace camino
y al volver la vista atrás
se ve la senda que nunca
se ha de volver a pisar.

Caminante no hay camino
sino estelas en la mar…

Hace algún tiempo en ese lugar
donde hoy los bosques se visten de espinos
se oyó la voz de un poeta gritar
“Caminante no hay camino,
se hace camino al andar…”

Golpe a golpe, verso a verso…

Murió el poeta lejos del hogar.
Le cubre el polvo de un país vecino.
Al alejarse le vieron llorar.
“Caminante no hay camino,
se hace camino al andar…”

Golpe a golpe, verso a verso…

Cuando el jilguero no puede cantar.
Cuando el poeta es un peregrino,
cuando de nada nos sirve rezar.
“Caminante no hay camino,
se hace camino al andar…”

Golpe a golpe, verso a verso.
avatar
Dark_Poet

Cantidad de envíos : 2
Edad : 31
Fecha de inscripción : 14/04/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  Eledhwen el Dom Mayo 02, 2010 3:05 pm

Mi poema preferido Dark_Poet Very Happy Bienvenido, ya tenía ganas de leerte por aquí Wink

_________________


Que el flagell de l'escriptura et torturi per sempre...

study Leyendo:
- Algo huele a podrido, de Jasper Fforde
avatar
Eledhwen
Dante ( divinas palabras...)
Dante ( divinas palabras...)

Femenino Cantidad de envíos : 7213
Edad : 33
Ubicación : Donde se me necesite...
Fecha de inscripción : 18/02/2008

Ver perfil de usuario http://ratonesdebiblioteca.foroactivo.com.es

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  Dark_Poet el Dom Mayo 02, 2010 3:25 pm

Es un poema que te impulsa a ser vigoroso ante todo, que debes hacer tu propia senda y no rendirte jamás... Es precioso, un poema de culto. :3
avatar
Dark_Poet

Cantidad de envíos : 2
Edad : 31
Fecha de inscripción : 14/04/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  Du el Lun Mayo 03, 2010 9:38 am

Un poema precioso, si. Dark_Poet bienvenido!! cheers

_________________


Leyendo:

Choque de Reyes, de George R.R. Martin
avatar
Du
Westley (Buttercup, supongo que nunca has sido la más brillante)
Westley (Buttercup, supongo que nunca has sido la más brillante)

Femenino Cantidad de envíos : 1021
Edad : 39
Fecha de inscripción : 28/02/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  livia el Miér Mayo 26, 2010 2:01 pm

Pues lo siento, pero yo también soy muy nerudiana. Mi favorito

Amor mío, si muero y tú no mueres,
no demos al dolor más territorio:
amor mío, si mueres y no muero,
no hay extensión como la que vivimos.

Polvo en el trigo, arena en las arenas
el tiempo, el agua errante, el viento vago
nos llevó como grano navegante.
Pudimos no encontrarnos en el tiempo.

Esta pradera en que nos encontramos,
oh pequeño infinito! devolvemos.
Pero este amor, amor, no ha terminado,

y así como no tuvo nacimiento
no tiene muerte, es como un largo río,
sólo cambia de tierras y de labios.
avatar
livia

Femenino Cantidad de envíos : 5
Edad : 53
Fecha de inscripción : 25/05/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Vuestro poema

Mensaje  michaelmoreno093 el Mar Ago 10, 2010 3:21 am

Yo la verdad tengo varios poemas favoritos, me gustan mucho los poemas de Pablo Neruda, son muy hermosos soy muy romantico. Voy a compartir un pequeño verso con vosotros.

Sé que quieres besarme, no lo niegues
Dí que quieres besarme, y te aseguro
que volarás al cielo el un segundo

Espero sigan participando y compartiendo más poemas bonitos como los que han mostrado en este foro, que por cierto me gustó.
avatar
michaelmoreno093

Masculino Cantidad de envíos : 3
Edad : 25
Ubicación : Duitama, Colombia
Fecha de inscripción : 07/08/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  Anna el Miér Ago 11, 2010 3:11 am

Bienvenido Michael!

Les dejo uno de mis poemas favoritos, de Mía Gallegos (aunque hay varios poetas que me gustan)

Coreografía
En fin
que no he vivido nada.
No sé qué cosa es una guerra
y tengo como prisión al cuerpo
y alma como campo de batalla.

Me debato entre la duda
de reflexionar o fluir;
esto es situarse en el palco de los espectadores,
o estar
en cada íntimo instante del milagro.

Vivo de pedacitos,
pero aspiro a la totalidad,
es decir a Mozart y al poema que me redima
y me revele los espacios absolutos
y la nada.

Percibo de mí
los sitios más secretos:
la culpa,
una tercera conciencia de las cosas,
la dualidad del pensamiento,
la ira pequeña
por lo que ya ocurrió.
Pero he vivido poco. Treinta años.
Dos amores de piel
y un querer abandonar
esta espera que me señala la vida.

Anhelo la anarquía,
el más tierno desorden del amor,
la cábala
los relojes de arena y una habitación sencilla.

Quiero tener un destino trazado de antemano,
encontrarme con Dios
y los abismos
y no tener conciencia de la llama.
Ser la llama misma y la aventura.

Pero vengo de soledades últimas,
de conversaciones que nunca concluyeron,
de espejos que me miraron desde la infancia hasta ahora,
de abandonados armarios de caoba que fueron
de tías o de abuelas remotísimas.

Cuán poco he vivido.
No conozco la guerra. Y tampoco la paz.
Me duele la orfandad,
el desarraigo,
el sentirme extranjera en cualquier sitio,
el no pertenecer
a una familia o a una patria.

No puedo narrar una batalla;
ni hablar del hambre y de la peste,
ni escribir la canción de algún soldado herido,
ni hablar de mujer violada,
ni decir cómo es un cementerio después de una llovizna.

Pero anhelo decir en el poema
que la vida me conmueve,
que respiro mejor cuando me entrego,
que necesito amar de la manera más simple y primitiva.
Me gusta la paz y la defiendo
y la guerra cuando es justa,
y el sabor de las mandarinas cuando llega el verano,
que me gusta ser una y arraigarme en el cosmos,
y sentir que mi vida palpita al mismo tiempo que la vida,
aunque no haya vivido,
aunque mi hambre sea de infinito,
aunque no sepa expresar
que por alguna razón precisa estoy aquí,
a punto de vencer,
a punto de morir,
de vivir.




avatar
Anna
El gato con botas ( has caminado muchas leguas...)

Femenino Cantidad de envíos : 214
Edad : 32
Ubicación : Argentina
Fecha de inscripción : 09/12/2009

Ver perfil de usuario http://anabelencardinali.com

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuestro poema favorito

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.